Bottinelli: última encuesta Factum hacia las internas, cerrada el 21 de junio
Oscar A. Bottinelli. 
Versión no corregida por el expositor

EMILIANO COTELO:
Llegamos al fin de la campaña electoral, de esta primera etapa de las tres etapas que componen el ciclo electoral 2009. En un día tan especial como este, jueves previo a las internas, recibimos al politólogo Oscar A. Bottinelli, director de Factum, para conocer los últimos números del estado de la opinión pública de cara al domingo, para examinar esas cifras y considerar globalmente cómo vienen los comicios.

***

EC - Vamos a la encuesta.

OSCAR A. BOTTINELLI:
Hemos divulgado una encuesta por semana en las últimas tres semanas. La Encuesta Nacional Factum es representativa de todo el país (urbano y rural), representa al 100% del electorado, esta última corresponde a 1.204 entrevistas persona a persona en sus hogares, por lo tanto es un estado de situación al domingo 21 de junio.

Como siempre, la ficha técnica completa, tal como exigen los códigos internacionales de ética, está en www.factum.com.uy

EC - ¿Cuáles son las preguntas base de la información que vamos a manejar?

OAB - 1) El próximo 28 de junio se realizan las elecciones internas para elegir el candidato único de cada partido a la Presidencia de la República. ¿Usted piensa ir a votar?
2) ¿A qué partido político piensa votar?
3) ¿Y a quién se inclinaría a votar para presidente de la República?

Recordemos que lo que presentamos es un estado de situación al domingo pasado, no son pronósticos para el domingo que viene. Hay indecisos, y hay en el ínterin siete días en los que la gente puede decantar el voto, mantenerlo o cambiarlo.

EC - En primer lugar sería bueno conocer cuál es la votación esperada para el domingo, el grado de participación.

OAB - Hemos hechos algunos ajustes al cálculo que hicimos la semana pasada:

- En 1999 votó el 54% del padrón (1.272.000 votantes).
- En 2004 votó el 44% del padrón (1.076.000 votantes).
- En 2009 se espera que vote entre el 54 y el 58% del padrón (entre 1.385.000 y 1.495.000 votantes).

En 1999 había una competencia en dos tercios del país –dicho groseramente–, muy fuerte en el Partido Colorado, muy fuerte en el Partido Nacional, y prácticamente ausente en el Frente Amplio. En 2004 había competencia fuerte solo en el Partido Nacional, eso explica la disminución de 10 puntos en la participación porcentual. Y en esta elección tenemos competencia fuerte en el 90% del sistema político, es decir, Frente Amplio y Partido Nacional, y una competencia real pero muy desnivelada en el Partido Colorado, lo cual permite, en función de las respuestas de la gente, suponer una concurrencia de entre 54 y 58% del padrón, es decir, con el piso de 1999 o incluso un poco más, que da entre 1.385.000 y 1.495.000.

Es una estimación sujeta a errores. Siempre es más difícil prever qué va a hacer la gente cuando es un acto que depende mucho de su voluntad –me levanto, salgo de casa, voy– que cuando necesariamente tiene que ir y el tema es cómo deposito una preferencia, el esfuerzo físico y psicológico de ir fue compulsivo, en cambio en este caso ese puede ser un freno. Nos han dicho que va a ser un día bueno, sin amenaza de lluvia, poco nuboso o no nuboso, con temperaturas agradables, lo cual puede favorecer mucho la concurrencia.

***

EC - Pasemos a ver qué da la encuesta en cuanto a la competencia entre partidos. “Competencia” entre comillas.

OAB - No, en el plano político es competencia, aunque no en el plano jurídico. Sin ninguna duda los datos se leen. Hay que tener mucha precaución en dos cosas. La primera, que esto no es una muestra para el 25 de octubre, aunque vayan 1,3 o 1,4 millones de personas, es más representativa una encuesta que esto, porque no necesariamente el millón que se quede en la casa piensa exactamente igual que el millón y pico va a ir a votar.

En segundo lugar, las elecciones del 28 de junio inciden en la conformación de la oferta hacia el 25 de octubre. Para no ir muy lejos, en la elección pasada el Frente Amplio apenas le ganó al Partido Nacional, estuvo muy cerca de un empate, la diferencia fue de menos de dos puntos porcentuales, y en cambio en octubre la diferencia entre el Frente Amplio y el Partido Nacional fue de 17 puntos, extraordinariamente grande.
    
Veamos las cifras.

EC - Aclaremos por qué vamos a dar rangos, por qué no damos números precisos.

OAB - Lo venimos haciendo en todo.

EC - Pero ¿por qué en este caso también?, ¿por qué en cuanto a cifras de competencia entre partidos también vamos a manejar franjas?

OAB - Porque también tenemos la duda sobre la concurrencia, la concurrencia no es homogénea. Si va el 54% no es que deje de ir exactamente el mismo porcentaje de frenteamplistas, blancos y colorados. La competencia puede ser menor, por ejemplo en 2004 fue muy alto el porcentaje de blancos que concurrieron, y fue relativamente bajo, sobre todo en Montevideo, el porcentaje de frenteamplistas. Entonces en el juego entre los partidos es muy importante manejar rangos, porque el porcentaje de gente que vaya a votar puede variar en cada partido.

EC - Entre aquellos que van a ir a votar el domingo las cosas están así:

- Frente Amplio: 46-49%
- Partido Nacional: 39-41%
- Partido Colorado: 8-10%
- Otros e indecisos: 2-4%

OAB - En esta semana se nota una significativa baja del Frente Amplio. En los últimos 15 días el Frente Amplio inició una línea descendente, hace dos semanas llegó a estar en 50-54%, la semana pasada estaba en 49-51% y ahora está en 46-49%.

A la inversa, el Partido Nacional en el último mes y pico ha estado en una clara línea ascendente. Estaba en un rango amplio de 31-36%, luego pasó a 34-36%, la semana pasada estaba en 38-39% y ahora está en 39-41%. Entre lo que teníamos hace 15 días y hoy ha habido un gran achicamiento de la diferencia hacia la votación de este domingo –no estamos hablando de octubre– entre el Frente Amplio y el Partido Nacional.

EC - ¿Tienes alguna explicación a propósito de este comportamiento?

OAB - No, habría que verlo más detalladamente. Hay algunas señales de que la candidatura de Mujica no gusta a algunos potenciales votantes del Frente Amplio, y como la gente ve como decidida la competencia eso podría afectar la participación. También hay indicios de que algunos electores no han quedado satisfechos con el desempeño de Danilo Astori en estos últimos 15 días, y si esos dos elementos existen, son concurrentes. El Partido Nacional, a pesar de cambios internos fuertes, ha demostrado una gran vitalidad, y posiblemente eso haya ayudado mucho a potenciarlo.

***

EC - Hemos visto la votación esperada para el domingo y la competencia entre partidos. Vayamos a las internas de los tres principales partidos.

Empezamos por el Frente Amplio:

- Mujica: 53-56%
- Astori: 35-38%
- Carámbula: 8-10%
- Indecisos: 1-3%

OAB - Está claro que ha habido una consolidación de una línea tenue, pero sostenidamente ascendente, de Mujica, que hace dos meses tenía su techo en 49% y ahora tiene su piso muy por encima de eso, llegando al 56% –el domingo pasado– de posibilidades. Todavía hay de 1 a 3% de indecisos. Repito lo que he dicho otros viernes: un indeciso en este caso es una persona que, uno, en principio está decidida a ir a votar, o tiene mucha probabilidad de ir; dos, está decidida a votar al Frente Amplio, pero tres, está indecisa a quién vota dentro del Frente Amplio. Es un decidido, decidido, indeciso.

EC - La distancia entre Mujica y Astori hoy está en…

OAB - Mínimo-máximo está en unos 18 puntos porcentuales. Es una diferencia significativa, tendría que haber cambios muy fuertes esta semana para que esto se revirtiera. A esta altura lo que importa es ver la magnitud de esa diferencia, que puede ayudar mucho o poco a los acuerdos rápidos, a que haya muy buenas señales el domingo 28 o puede llevar a que el Frente Amplio se quede en la largada y arranque con lentitud.

***

EC - Pasamos a los números del Partido Nacional:

- Lacalle: 59-63%
- Larrañaga: 34-36%
- Otros e indecisos: 1-5%

OAB - Esta competencia se ha estabilizado, el mínimo de Lacalle está un punto más abajo que la semana pasada y el máximo del rango de Larrañaga está un punto más alto que el domingo anterior. Por lo tanto la diferencia puede estar igual o ser un poquito menor, pero promedialmente está por encima de los 20 puntos. Como decíamos con respecto al Frente Amplio, tendría que haber cambios muy significativos para revertir esto, y no es menor el dato del nivel de distancia con que terminen. No es lo mismo que alguien gane por 10 o menos puntos, que gane por entre 10 y 20 o que gane por más de 20. Esto es válido para el Frente Amplio y para el Partido Nacional.

EC - Pasamos al Partido Colorado:

- Bordaberry: 77-79%
- Amorín + Hierro + Lamas + Etchegaray + indecisos: 21-23%

¿Por qué das todo junto este paquete como segunda opción?

OAB - Porque es muy difícil determinar los porcentajes, ya lo vimos otras semanas, decíamos que alguien estaba menor o igual a 10, después aparecía mayor a 10, después volvía a bajar. No olvidemos que si votan los rangos más o menos esperados, estamos hablando de dos de cada tres personas que viven en el país.

El padrón son 2.584.000 personas en términos redondos, y las personas con 18 y más años de edad en Uruguay son 2.309.000. El padrón tiene unas 280.000 personas más que la población. Esto se debe a que, uno, todavía falta una depuración, que se hace más adelante, antes de octubre, y dos, a que 10, 11, 12% del padrón reside en el exterior. Entonces dos de cada tres personas que viven acá van a votar.

El Partido Colorado está en un rango del 8 al 10%, en la hipótesis más favorable, la décima parte de los dos tercios, es decir, 6% de todo el electorado. Para detectar la décima parte del 6% se necesitan aparatos de precisión. Entonces Amorín puede estar debajo del 10, en el 10, por encima del 10, holgado encima del 10, pero eso es indetectable. Y lo mismo para Luis Hierro. Lo que es claro es que Lamas va a estar considerablemente por debajo del 10%, que Etchegaray prácticamente no va a figurar y que los indecisos van a dejar de serlo y desaparecer.

El dato claro es que a lo largo de los meses y las semanas se ha consolidado la candidatura de Bordaberry. Sobre fines del año pasado Bordaberry estaba en torno al 50%, estuvo mucho tiempo planchado entre el 46 y el 50%, luego despegó y ahora estaría holgadamente, con márgenes de error muy grandes en el Partido Colorado por ese tema de dimensión, por encima de los dos tercios.

EC - Aquí vale una pregunta que hace un oyente referida a la interna del Frente. Para el caso de Bordaberry: ¿crece Bordaberry o crece su proporción en el partido, que ha bajado?, ¿este crecimiento de su peso en el partido se debe a que ha bajado el partido?

OAB - El Partido Colorado no ha caído, está dando 8-10%, y nos vino dando 8% casi estable en los últimos dos o tres años; en algún momento tocó el 9%. Por lo tanto se puede decir que las variaciones de porcentajes dentro del Partido Colorado son en cierto modo variaciones sobre el total del electorado. No es así en el Frente Amplio, cuando alguien está en la mitad del país cada punto es mucha gente, y se puede crecer de dos maneras: porque se tienen más votos o porque se tienen menos votos pero el Frente cayó más todavía. En el último dato de Mujica hay que afinar muchísimo los números, cuánto hay de crecimiento en votos y cuánto hay de crecimiento proporcional por declive del Frente Amplio.

La pregunta es muy acertada, siempre nos hemos cuestionado esta forma de dar los datos. En 2004 incursionamos por el camino de dar siempre los porcentajes sobre el total del electorado, pero eso entreveró mucho a la gente. El problema es que como la regla dice que es elegido el que tiene más del 50% del partido, entonces si usted dice 10, el otro dice 18, ¿tiene más del 50?, ¿no tiene?, a ver cuánto es 18 sobre 10… Esta forma de presentación es más clara a los efectos del resultado, pero no es la más clara a los efectos de ver el movimiento de votos, es la más oscura. En las municipales, desde que comenzó la elección separada, Factum ha presentado: tal partido tiene 40, del cual Juan tiene 20, Pedro 15, indecisos 5; suma: 40. Es una forma más lógica de presentar, y en las internas, que van a ser exclusivamente senatoriales hacia octubre, pensamos seguir ese camino que nos parece mucho más claro y más nítido.

EC - Hasta aquí llegamos con el politólogo Oscar Bottinelli y las encuestas previas a las elecciones internas del domingo. Este es el mapa que queda trazado para que los ciudadanos ingresen ahora en la etapa de reflexión.

Contigo, Oscar, vamos a estar en contacto el propio domingo.

OAB - Hace cinco años nos tocó actuar en solitario, ante lo cual uno puede decir “qué comodidad”, pero por otro lado “qué responsabilidad”, y tuvimos un gran éxito en la medida que los partidos políticos expresaron el resultado con nuestros datos. Este domingo no vamos a estar solos, va a haber más, va a haber quien haga encuesta posvoto –encuesta posvoto es todo, pero la típica es la telefónica– y el exitpol o encuesta a boca de urna o a pie de urna o de boca de urna.

EC - La que se hace cuando la gente sale de votar.

OAB - Cuando la gente sale del circuito. Es la que haremos nosotros a lo largo de todo el día. Y luego haremos lo que es absolutamente fiable, que es la proyección de escrutinio.

EC - Eso es otra cosa, no es una encuesta.

OAB - Es una estadística, se toman los primeros 100 votos de 200 circuitos representativos del electorado y se proyectan como si fuera el resultado nacional.

EC - Esperan que comience el escrutinio primario en 200 circuitos elegidos con criterios estadísticos para que sean representativos del electorado, y toman los primeros 100 votos abiertos.
    
OAB - Exacto. Son 200 circuitos, que van desde circuitos céntricos en Montevideo, hasta Piedras Coloradas en Paysandú –circuito que hasta ayer todavía teníamos dificultad para cubrir, porque en ómnibus no se podía, había que contar con alguien que lo llevara y lo trajera desde Young o desde Paysandú.

EC - Esa información que van a tener avanzada la noche les va a permitir sacar una conclusión afinada de por dónde va el resultado.

OAB - Fue lo que nos permitió el 31 de octubre de 2004 decir “tenemos presidente”. Ahí ya no hay “no opina” o si la gente dice la verdad, son votos abiertos y contados. Puede haber un margen de variación, de aproximación, porque es una muestra estadística, y se puede mover en más/menos 0,5%, quizás un poquito más, un poquito menos; en 2004 la variación más/menos fue de 0,5%.

EC - El domingo de noche a lo largo de la trasmisión vamos a estar en contacto contigo y con Eduardo Bottinelli.

OAB - Antes de despedirnos hasta el domingo quiero hablar de un tema: falsamente se está haciendo una competencia entre “las encuestadoras van a dar el resultado” y “la Corte demora hasta el otro día”. Esto implica una fenomenal confusión de roles. La Corte Electoral no está para dar datos rápidos, su función no es dar primicias ni es comunicacional. De la actuación de la Corte Electoral depende la firmeza de las instituciones democráticas, que se basan en la credibilidad de lo que emerja de las urnas. La Corte Electoral tiene que dar resultados ciertos, como los ha dado a lo largo de la historia del país; nosotros tenemos un pueblo que confía en las urnas y una Corte Electoral que es la más o una de las más confiables del mundo. El Instituto Federal Electoral de México quiso hacer las dos cosas y terminó levantando el fantasma del fraude cuando a la hora señalada dijo “no tenemos resultados”.

Que lo diga Factum, que lo digan mis colegas, es un problema comunicacional, nos hará bien o mal a los medios de comunicación y a nosotros, pero las instituciones democráticas no están en peligro. Si la Corte llegara a decirlo sería un caos nacional. La Corte Electoral tiene que dar los datos cuando tiene absoluta certeza, no importa lo que demore. Cada vez será más rápido, se modernizará cada vez más, sí, pero no puede dar datos pensando en la velocidad sino en la certeza. Esa ha sido la tradición de la Corte Electoral uruguaya, a la cual debemos respetar porque es una institución ejemplar a nivel mundial.

Y al concluir esta primera etapa de las dos o tres que tiene el ciclo electoral, queremos agradecer especialmente a las candidaturas, los partidos, los grupos políticos que confiaron en Factum, que tuvieron en el último año sus servicios: del Frente Amplio (por orden alfabético) las candidaturas de Danilo Astori, de Marcos Carámbula y de José Mujica; del Partido Nacional las candidaturas de Luis Alberto Lacalle y de Jorge Larrañaga; del Partido Colorado las candidaturas de José Amorín, de Pedro Bordaberry y de Luis Hierro, y la del Partido Independiente.

 

 

Publicado en radio El Espectador - programa En Perspectiva - espacio Análisis Político
junio 25 - 2009