Valoraciones del 31 de octubre

Un reparto complejo de bancas
 

La adjudicación de bancas de diputados es un procedimiento muy complejo, en cuatro pasos, que busca asegurar la más exacta proporcionalidad entre los partidos, aun a costa de generar diferencias entre los departamentos y dentro de ellos

La compleja adjudicación de bancas de diputado se realiza por dos caminos: por un lado se le otorgan a los partidos políticos y por otro a los departamentos, para luego combinar lo uno y lo otro.
El proceso comienza antes de la elección, con la distribución de las bancas entre los departamentos, en base al total de habilitados para votar y respetando que cada departamento tiene un mínimo constitucional de 2 escaños.

Luego de las elecciones, las bancas se adjudican a los partidos políticos en tres etapas o escrutinios. Primero: en cada departamento los lemas obtienen tantas bancas como veces cubran el cociente entero departamental. Segundo: (Corte Electoral) consiste en adjudicar las bancas restantes a los lemas, a nivel nacional, para completar la proporcionalidad pura, es decir, para que haya la más exacta proporción entre el porcentaje de votos obtenidos por los lemas en todo el país y el porcentaje del total de bancas. Tercero: se combinan las bancas otorgadas a los lemas con las bancas que corresponden a los departamentos.

Una vez distribuidas las 99 bancas en los departamentos, en cada uno de ellos y dentro de cada partido político se distribuyen proporcionalmente a los votos de las diferentes listas de candidatos.

 

Publicado en diario El Observador
noviembre 6 - 2004