El estado de la carrera municipal en la capital
 

EMILIANO COTELO:
La carrera electoral por la Intendencia Municipal de Montevideo (IMM) tiene pocas interrogantes en cuanto al ganador, eso parece bastante claro. Las preguntas que en cambio se imponen son quién sale segundo y qué porcentajes terminan teniendo los candidatos. El politólogo Oscar Bottinelli, director de Factum, analiza hoy la tercera presentación de datos de la capital.

***

Oscar, empezamos con alguna explicación general a propósito de este trabajo.

OSCAR A. BOTTINELLI:
Sí, a propósito de los trabajos en general que estamos difundiendo. Porque hemos recibido mails, llamadas de gente preguntando por qué no estamos dando tal departamento, por qué estamos dando tal otro. La respuesta es muy simple: las encuestas son muy caras, lo que aportan los medios de comunicación no da para hacer 19 encuestas, diría que da para mucho menos. Se van haciendo primero algunas que se trazaron como las más importantes, que es lo que se permitía presupuestamente hacer y se pueden agregar otras en la medida que hay contratos locales, no de medios de comunicación sino de actores políticos, que permiten su realización.

En el año 2000 cubrimos en total unos 12 departamentos; esta vez vamos a estar cubriendo un poco menos, vamos a llegar a los 9 o 10. La explicación es esa, esto no está financiado por el Estado ni es un servicio público, entonces hay prioridades que están claramente determinadas por razones económicas y el esfuerzo que hay que hacer en función de que Montevideo y Canelones son dos datos ineludibles, por ejemplo.

EC - La sucesión de actos electorales que implica el nuevo sistema instaurado con la última reforma constitucional, ubicados además en un contexto de crisis como el que hemos estado viviendo y que todavía estamos experimentando en cuanto a sus consecuencias, ha sido un problema para los propios partidos y los candidatos y también para los medios de comunicación, sin duda.

OAB - Claro, además una encuesta en Durazno o en Río Negro tiene el mismo costo que en Montevideo, aunque sean muchos más chicos que Montevideo. Como una encuesta nacional en Uruguay no difiere demasiado en costo de una encuesta nacional en Estados Unidos.

EC - Es interesante resaltar eso.

OAB - Claro, porque hay un mínimo de casos que hay que hacer. Si en Estados Unidos se hacen 1.000 casos, uno no puede decir que en Uruguay con 80 alcanza; o si en Brasil se hacen 1.000 en Uruguay se pueden hacer 40. No, de ninguna manera. Hay mínimos estadísticos que hay que cumplir que determinan que uno mire las encuestas en Europa, por ejemplo, y se hace la misma cantidad de casos que en Uruguay, o en Brasil que en Uruguay.

EC - Hechas esas puntualizaciones, vamos a la que corresponde hoy, que tiene que ver otra vez con Montevideo.

OAB - Exacto, hacemos la tercera presentación. Habíamos hecho más encuestas pero esta es la tercera que se presenta, las otras eran anteriores a comenzar el ciclo La Opinión Pública 2005. Esta es la encuesta de este fin de semana pasado, es decir cuando se estaba a dos semanas de las elecciones. Antes habíamos presentado la correspondiente a cuando se estaba a tres semanas de las elecciones.

EC - ¿Alguna aclaración sobre cómo vamos a dar estos números?

OAB - Vamos a dar los números primero tomando en cuenta la intención de voto definida agregándole la simpatía hacia los candidatos o la preferencia preliminar que expresan las personas que todavía no tienen una definición, presumiendo que el expresar una preferencia, si no está en contradicción con otro voto, puede terminar traduciéndose en voto. Esto nos da el ranking y los posicionamientos siguientes:

EC -

- EP-FA - Ehrlich: 56%
- PC - Bordaberry: 24%
- PN - García: 9%
- PI - Gross: 1%
- En blanco: 2%
- Indecisos: 10%

¿Qué más podemos agregar?

OAB - Suman más de 100 por los redondeos. Podemos agregar lo siguiente: si tomamos el dato discriminado en intención de voto propiamente y preferencia o simpatía, Ehrlich tiene 54 de intención de voto clara y 2 de preferencia preliminar, Bordaberry tiene 21 de intención de voto y 3 de preferencia clara, y García 8 de intención de voto y 1 de preferencia clara.

En relación a lo que dimos el viernes pasado hay un ascenso de Ehrlich, claramente sigue tironeado hacia arriba en buena medida por el voto partidizado, aunque algo ha mejorado también su figura; Bordaberry sigue dando saltos en escalón ascendentes; García está estabilizado, sumando las preferencias levanta; y los indecisos bajan.

EC - ¿Hay diferencias de comportamiento por regiones dentro de Montevideo?

OAB - Sí, hay diferencias importantes. Vamos a hablar de las tres regiones que maneja la Intendencia, centro-sur, que es toda la zona central de Montevideo, Centro, Aguada, Cordón, en fin, más toda la costa; la región este, arriba de 8 de Octubre hacia el este; y la región oeste. En el centro-sur el Frente tiene el 55 por ciento, en el este el 51 y en el oeste 64. El oeste ha sido tradicionalmente la zona más fuerte de izquierda, particularmente en lo que tiene que ver con La Teja, Cerro, esos han sido históricamente los lugares de más alta votación del Frente.

El Partido Colorado, a la inversa, en el centro-sur y el este tiene lo mismo, 27 por ciento, y el 17 en el oeste. Y el Partido Nacional registra 8 en el centro-sur, 11 en el este y 9 en el oeste.

Es decir que con mucha claridad tenemos la mejor votación de Ehrlich en el oeste, la de Bordaberry en el centro-sur y el este, más o menos igual, y la de García en el este.

 

Radio El Espectador
abril 28 - 2005