¿Qué votarían hoy los uruguayos?
Estado de situación al 8 de noviembre de 1998
Cómo se explora la intención de voto, la competencia entre partidos y la interna del Partido Colorado
Oscar A. Bottinelli - diálogo con Emiliano Cotelo

EMILIANO COTELO:
¿Qué votarían hoy los uruguayos, si las elecciones fuesen este domingo? Con el politólogo Oscar Bottinelli iniciamos hoy la difusión de un par de capítulos dedicados a La Opinión Pública, destinados a divulgar y analizar la última encuesta nacional de intención de voto realizada por Factum. Como es costumbre, comenzamos con algunas puntualizaciones metodológicas.

OSCAR A. BOTTINELLI;
En primer lugar, es una encuesta nacional representativa de todo el país, tanto urbano como rural, por lo tanto representativa del 100% del electorado real (y con "electorado real" nos referimos no a los inscriptos para votar, sino al residente en el Uruguay, ya que hay un electorado importante que vive fuera del país). En segundo lugar, se encuestó a una muestra representativa de personas que están en condiciones de votar en las elecciones del 25 de abril del año próximo, es decir que a esa fecha tendrán 18 o más años de edad y que tienen ciudadanía, es decir nacionalidad oriental o extranjeros con derecho al voto. Tercero, es una encuesta de hogares, en la que se entrevistó a 1.344 individuos, cara a cara, exclusivamente en fines de semana (ya hemos explicado que ello garantiza la forma de encontrar en sus casas a gente que trabaja o tiene otras actividades fuera de su domicilio), y se hizo en todos los fines de semana entre el 17 de octubre y el 8 de noviembre. La forma de preguntar es la que hemos divulgado (está en nuestra página pero es importante remarcarlo): en primer término, "Imagine que haya elecciones el próximo domingo. ¿A qué partido político votaría?"; a los que se pronuncian por un partido, la segunda pregunta es "¿Y a quién votaría para presidente de la República?", y se les presenta una canasta con todos los nombres de ese partido.

EC - O sea que no se deja librado a una respuesta espontánea de nombres.

OAB - A los que no se pronunciaron por un partido, se les pregunta directamente "¿A quién votaría para presidente de la República?", y se le presenta una canasta con los trece nombres de los cuatro partidos con representación parlamentaria. Lo que tú decías tiene que ver con una fuerte discusión metodológica entre las distintas empresas. Desde 1990 en que empezamos esta medición, nosotros hacemos invariablemente la pregunta en tres etapas: enseguida de la elección, en forma abierta hasta que se va conformando un conjunto de nombres; a partir de allí con una canasta semiabierta donde figuran todos los nombres que están en la calle, pero se deja muy claro que el encuestado puede sugerir otros; pero consideramos que en la tercera etapa, cuando ya están formalizadas las candidaturas, no tiene sentido dejar la respuesta abierta, porque en ese caso no estaríamos midiendo la verdadera intención de voto sino la recordación de la gente, qué nombres son mencionados espontáneamente con más fuerza. Hoy, el Partido Nacional tiene cinco nombres, Partido Colorado tiene cinco, el Encuentro Progresista - Frente Amplio tiene dos, y en consecuencia a quienes se pronuncian por uno de esos partidos se les pregunta por esos cinco, cinco y dos. Y cuando se pregunta en forma abierta, se agrega el nombre de Michelini, que son los trece nombres que hay.

Pero también preguntamos por separado, en otro lugar de la encuesta, se explica qué son las elecciones de abril, que es una elección general, que se convoca a todo el electorado, que el voto es voluntario, que es secreto el partido y el candidato por el que se vota, y se le pregunta a quién votaría. Pero también aquí se da la canasta de 13 nombres, porque no tiene sentido que alguien mencione a quien no es candidato. Pero esto tiene la espontaneidad de que se pregunta por nombres independientemente de partidos. Estos datos luego se contrastan con los otros, a efectos de corregir los datos de la otra medición.

Por último, tenemos otra forma de preguntar que es expresar que en abril tenemos elecciones generales en las que participa toda la ciudadanía para elegir el candidato único a presidente y las convenciones de cada partido, que el voto es secreto en relación al partido, la lista y el candidato, y se le pregunta si es seguro o probable que vaya a votar, o si es seguro o probable que no vaya a votar.

EC - Porque ahí aparece otro de los factores que forman parte de la discusión: cuánta gente, qué porcentaje del padrón va a ir a votar en las "internas".

OAB - Es así. El jueves de la semana que viene vamos a manejar más detenidamente estas cifras. El jueves pasado hicimos una explicación de las elecciones de abril y las confusiones que existen (confusiones que surgen de las respuestas que obtenemos, pero en algunas empresas encuestadoras surgen de lo que preguntan) pero hoy vamos a tocar el tema a efectos de un análisis comparativo. Vamos a presentar las cifras dentro de un partido de tres maneras: una, el porcentaje de votos que obtiene un candidato en relación al total del electorado; segunda, la proporción relativa dentro de su partido; y tercera, cómo se da esa proporción relativa tomando en cuenta exclusivamente a quienes hoy dicen que es seguro o probable que van a participar en las elecciones de abril.

LA COMPETENCIA ENTRE PARTIDOS

EC - Y pasamos ahora sí a la difusión de los números:
Partido Colorado, 27%.
Partido Nacional, 27%.
Encuentro Progresista - Frente Amplio, 32%.
Nuevo Espacio, 5%.
Otras opciones y no define, 8%.

OAB - Hay cambios muy fuertes. Ambos partidos tradicionales han iniciado un ascenso extraordinariamente fuerte. En setiembre, el Partido Colorado registraba 22%, al 25 de octubre subió al 24%, y en 15 días más llegó al 27%. El Partido Nacional registraba en setiembre 24%, mantuvo esa cifra en octubre, y en los 15 días siguientes también tiene un envión que lo lleva al 27%. Da la impresión de que la agudización de la competencia partidaria generó inicialmente una corrida hacia ambos partidos, motivó a la gente a adherirse a uno u otro candidato y a esos partidos. El Encuentro Progresista - Frente Amplio, en cambio, está en una fase descendente muy fuerte: pasó del 35% de setiembre al 34% el 25 de octubre, y ahora se ubica en el 32%. El Nuevo Espacio, después de haber estado "planchado" en el 4% desde mayo hasta el 25 de octubre, inicia una fase ascendente y se coloca en el 5%. Los no definidos o los adherentes a otras opciones han ido decreciendo de un 13% y un 15% hasta llegar al 8%.

Si vemos datos anteriores, tenemos que el Partido Colorado y el Partido Nacional tuvieron distintas alternancias entre sí. La línea de más larga duración es una ventaja del Partido Nacional sobre el Colorado; en el año 1996 el Partido Colorado fue cuando estuvo más tiempo adelante. La última vez había sido en noviembre del año pasado, en diciembre hubo empate, que se repitió en marzo de este año, luego el Partido Nacional se fue distanciando hasta llegar en julio a una ventaja de 25% a 20%, pero luego se fueron acercando nuevamente hasta llegar al empate en 24% en octubre, que ahora se repite en 27%.

El Encuentro Progresista - Frente Amplio había tenido, poco más de un año atrás, en octubre del año pasado, el mismo 32% que presenta hoy, incluso en setiembre había estado un punto más abajo, en 31%, que es lo que podemos llamar su "piso de la banda de flotación" normal. Esa "banda" ha estado entre 31 y 35%, pero en noviembre inició una línea ascendente que culminó en abril con 37%, muy por encima de lo que había registrado siempre, y desde entonces comienza una leve y continua declinación hasta llega a este 32%.

Lo significativo es que la distancia entre el EP - FA y los partidos tradicionales es la menor que se registra desde la primavera del 96, cinco puntos, cuando en el otoño de este año llegó a estar a 12 puntos sobre el segundo partido tradicional. Es decir que, manteniendo una ventaja relativamente nítida, el escenario de principios de noviembre tiende otra vez a los tercios, lo que tendremos que ver con mucho cuidado en las próximas semanas, porque es muy importante ver si estamos ante un cambio de escenario o estamos en un momento en que los partidos tradicionales están tocando su techo mientras el Encuentro Progresista toca su piso, y a partir de ahora vuelven a distanciarse.

El Nuevo Espacio inició después de la elección una fase ascendente hasta la primavera del 96, en que llegó al 9%, y desde allí vino en una línea de constante caída hasta llegar en mayo al nivel más bajo, en 4%, aunque si veíamos decimales seguía cayendo hasta setiembre. En octubre inició una recuperación que se consolidó con un número entero mayor en los primeros días de noviembre.

Lo otro importante es que la suma del Encuentro Progresista y el Nuevo Espacio nunca bajaba de 39%, y últimamente sí ha ocurrido: el mes pasado estuvo en 38% y ahora está en 37%. Es decir que en cierto modo un gran bloque de centro izquierda va decayendo junto al crecimiento de un bloque de los partidos tradicionales. Cuando hablo de bloques no estoy atribuyendo intenciones políticas, sino viendo conglomerados donde el electorado se desplaza internamente, como si hubiera vasos comunicantes.

LA COMPETENCIA PRESIDENCIAL EN EL PARTIDO COLORADO

EC - Y en este primer espacio respecto a intención de voto, pasamos ahora a la interna del Partido Colorado, que tú anunciabas que presentaríamos de varias formas.

OAB - Vamos a iniciar como novedad la presentación de los datos como porcentaje sobre el electorado, y explico por qué. Como un ejemplo teórico: si un candidato tiene la mitad de los votos de un partido y ese partido tiene el 20%, ese candidato tiene el 10% del electorado. Supongamos que ese partido crece al 30% y el candidato sigue teniendo la mitad, el candidato tiene el 15% del electorado. En la competencia relativa, que por supuesto importa mucho para abril, quedó igual pero en votos tuvo un crecimiento muy apreciable, del 10 al 15%. Entonces, a veces uno ve como estancamiento lo que no lo es: es estancamiento en la competencia relativa, pero crecimiento en la competencia general. O al revés, si el partido va cayendo y el candidato sigue estando en la mitad hay quien puede decir "Está igual" y no es así: está igual en relación a sus competidores internos, pero en votos va perdiendo él igual que los demás. Esto es muy interesante, porque cuando crece un partido hay que ver cómo crece: si alimentando a un solo candidato o a varios. Vamos a ir viendo siempre las cifras absolutas, además, porque desdramatiza algunas cosas: se dice que "Fulano le lleva tantos puntos de ventaja a Mengano" tomando sólo la interna, y esos puntos son muy relativos, son puntos de puntos: de pronto estamos hablando del 30% de un 20%, y resulta que eso es un 6% del total. Si vemos las cifras absolutas vemos que las diferencias son muy chicas, de uno, dos, tres puntos, y no ese dramatismo que se le da a 10 puntos de ventaja. 10 puntos entre los partidos son 10 puntos del total, mientras que 10 puntos en una interna son una parte de ese total.

Comencemos, entonces, por el Partido Colorado. Vemos que tiene 27%, que en realidad sus partes sumadas dan 27,4% del total.

EC - Y ese 27,4% del Partido Colorado se integra así, según el apoyo que reciben sus precandidatos, en orden alfabético:
Jorge Batlle tiene 11,1%.
Federico Bouza, 0,2%.
Luis Hierro López, 12,2%.
Pablo Millor, 1,6%.
Víctor Vailliant, 0,2%.
Indefinidos, 2%.
Todos estos suman 27,4%, que es la inclinación actual por el Partido Colorado.

OAB - Y ahora veamos cómo se comparan entre sí, tomando como total al Partido Colorado. Veíamos que Hierro le lleva a Batlle una ventaja del 1,1% el total del electorado, en la hipótesis de que hubiera elecciones hoy. Sobre casi dos millones 300 mil personas la ventaja es de 1,1%.

Para definir la elección del candidato único dentro del Partido Colorado importan sí los porcentajes dentro. Y allí Hierro tiene el 44%, Batlle el 41%, Millor el 6%, Vailliant 1%, Bouza 1%, no se define el 7% dentro de los colorados.

En octubre pasado, Hierro tenía 38%, Batlle 34%. Y a fin de setiembre, cuando arranca la competencia ya plena del Partido Colorado, ambos tenían 32%. De setiembre a octubre se desnivelan porque crecen los dos pero Hierro crece más que Batlle. En noviembre vuelven a crecer los dos, pero Batlle acorta la distancia porque crece más en estos últimos crece días. Lo que tenemos entonces son distintos niveles de crecimiento, no es que uno crezca y el otro caiga: crecen los dos a distinto ritmo. A un primer impulso de Hierro siguió un segundo impulso de Batlle, y por eso se acortó la distancia. Vemos además un escenario en que el crecimiento de ambos está llevando a un esquema binario, dual, asfixiante para los otros candidatos porque no está dejando espacios para las otras candidaturas. Lo está sufriendo en primer lugar Millor, que cayó de 14% a 11% y ahora a 6%. Queda muy poco espacio para una tercera candidatura fuerte (en setiembre pareció lo contrario, pero la forma en que se viene dando deja espacio), y además también está repercutiendo sobre Vailliant, que en los últimos tres meses vio reducida muy fuertemente su adhesión electoral. Bouza ha logrado marcar puntaje (ya lo había hecho en octubre) pero también se ve víctima de esta falta de espacio que agobia a todos los otros candidatos.

Pero hay otro dato que importa ver en el Partido Colorado, porque se está dando una situación peculiar. Se discute mucho cuánto vale analizar la situación al día de hoy.

EC - ¿En relación a cómo trabajan distintas empresas encuestadoras?

OAB - Por un lado por eso, y por otro lado porque se dice: "Bueno, pero es voto voluntario, ¿no?". Entonces, sigamos midiendo hoy, porque una cosa es medir el escenario de hoy y otra es preguntarle a la gente qué va a votar en abril o en octubre. Mucha gente dirá: "Hoy me gusta Fulano; todavía no sé a quién voy a votar en abril". Por eso siempre es conveniente, hasta estar muy próximo a la elección, imaginar el escenario de hoy. Pero manejémoslo reducido a la gente que ha tomado la decisión de votar en abril, porque del total puede haber equis porcentaje que diga "Me gusta Fulano, pero no voy a participar en las elecciones de abril, no me interesa votar". De modo que primero veamos cuánta gente dice que va a votar en abril: nosotros le explicamos a la gente que habrá elecciones generales en abril (no le decimos que son "internas"), con voto secreto, por un partido y dentro de él por un candidato a presidente, y que la concurrencia es voluntaria. El 72% de las personas en condiciones de votar manifiesta que probablemente vote en abril. Esto sí nos da una diferencia con alguna empresa encuestadora, que pregunta si va a votar en las elecciones "internas".

EC - ¿El matiz es importante?

OAB - Es muy importante, y el jueves pasado explicamos las distintas formas en que la gente imagina las elecciones de abril y qué entiende por "elección interna". Como ya lo dijimos, no es una elección interna sino una elección preliminar, la primera de tres elecciones o, como yo les llamaba en forma más liviana y deportiva, los "cuartos de final" de un proceso eliminatorio hacia la Presidencia de la República.

Si tomamos en cuenta sólo a los que dicen que segura o probablemente voten en abril, y que hoy se pronuncian por el Partido Colorado, la relación de Batlle con Hierro se invierte. Mientras tomando al total de adherentes al Partido Colorado Hierro le gana a Batlle por 44 a 41, tomando a los que probablemente voten en abril, Batlle le gana a Hierro por 45 a 42.

En principio, entonces, viendo las dos cifras, uno diría que el Partido Colorado tiene una situación de empate. Veamos las cifras que manejamos más temprano: la ventaja de 1,1% de Hierro sobre Batlle en términos absolutos, tomando todo el electorado, es de 25.000 votos. En un proceso definitorio, no es una ventaja decisiva. En segundo lugar, porque no es exactamente igual el comportamiento entre los que probablemente vayan a votar en abril y el resto. Como no está congelado ese 72% que puede ir a votar en abril, puede aumentar, en este momento se puede dar esta regla: cuanto más logre Hierro aumentar la participación electoral en abril, mejora su situación frente a Batlle y puede pasar a ganarle. Si se mantiene esta cifra de participación, la ventaja es más hacia Batlle.

Pero esto es muy dinámico, porque acá está jugando por un lado que aumente o no la concurrencia en abril, por otro lado aumentar la captación hacia el Partido Colorado, y tercero aumentar la captación hacia uno u otro candidato dentro del partido. El juego de estos tres elementos es muy plástico, para ir moviendo los próximos meses. Con estas cifras, la competencia interna del Partido Colorado es altamente impredecible, que uno ve como una de esas carreras de Fórmula 1 en que los líderes se van pasando uno a otro y, viéndola desde otro ángulo, es como esas situaciones en que un espectador desde una tribuna ve a uno de los competidores adelante, mientras desde otro tribuna otro espectador ve al otro competidor adelante. Tomando un escenario va adelante Hierro, y tomando otro escenario va adelante Batlle.

Por ahora, y esto es lo interesante, se está llegando a un límite en que ambos puedan seguir creciendo si además no sigue creciendo el Partido Colorado. En los porcentajes internos el crecimiento ya es a expensas de los terceros, pero en la medida en que están ahogando a los terceros, llevándolos a los pisos que tiene cada uno, sólo es posible a esta altura ver el crecimiento de uno u otro a expensas del otro. Uno puede mejorar la distancia con el otro a sus expensas, o por supuesto a través de un mayor crecimiento del Partido Colorado. El juego de estrategia de ambos parece el de presentarse ante los colorados como la mejor opción en relación al otro, pero con esta lucha tan pareja una forma de desnivelar es apelar a terceros. Y en tercer lugar, particularmente en el caso de Hierro, apelar a que se convenza de ir a votar en abril a mucha gente que se muestra refractaria a hacerlo, pero que de ir se inclinaría por él.

EC - ¿Alguna conclusión general por hoy?

OAB - Hay dos apuntes muy claros. El primero es que se está produciendo de manera significativa y por primera vez desde hace dos años un movimiento en la competencia entre los partidos, que acerca a los partidos tradicionales a la posición lideral del Encuentro Progresista - Frente Amplio, y está avizorando la posibilidad de un nuevo escenario de tercios, lo que tendremos que ver si se confirma en las próximas semanas.

En segundo lugar, en el Partido Colorado se consolida una competencia binaria entre Hierro y Batlle, prácticamente equilibrada si se la analiza desde distintos ángulos. Una competencia en que ambos crecen por igual, y en que el crecimiento de ambos ha generado también un crecimiento en el Partido Colorado.

FICHA TECNICA

Preguntas:
Indagación de voto:1) Imagine Vd. que haya elecciones el próximo domingo ¿a qué partido político votaría?. 2) ¿Y a qué sector. 3) ¿Y a quién del (respectivo) partido se inclinaría a votar para presidente de la República?. 4) [a los no definidos por partido] ¿Y a quién se inclinaría a votar para presidente de la República. 5) [a los no definidos] ¿Y por cuál partido simpatiza más?.
Indagación complementaria de voto: En abril del 99 se van a realizar elecciones generales, con voto voluntario, para elegir el candidato único de cada partido a la Presidencia de la República. ¿A quién se inclinaría a votar? Por ahora los candidatos son éstos.
Indagación de concurrencia a las elecciones preliminares de abril: En abril del 99 se van a realizar elecciones generales para elegir el candidato único de cada partido a la Presidencia de la República y las convenciones partidarias. El voto va a ser voluntario ¿Vd. piensa votar en esas elecciones o no?
TODO EL PAIS [urbano y rural] - Personas de 17 años en adelante - 1344 casos
Relevamiento de datos: octubre 17 a noviembre 8 de 1998
Asumiendo los criterios de un muestreo aleatorio simple, para un nivel de confianza del 95.5% (dos sigmas), para el total de la muestra y para la hipótesis más desfavorable (p.q=50) el margen de error en más o en menos sería del 2.7%
Ponderación completa - Porcentajes en el sentido de la columna - Base: total de encuestados
Vea la
ficha técnica completa, elaborada de acuerdo al
ICC/ESOMAR International Code of Marketing and Social Research Practice

Publicado en radio El Espectador - programa En Perspectiva - espacio La Opinión Pública
noviembre 17 - 1998