10 Ago. 2012

La tensa situación con Argentina: la encrucijada estratégica en que está el Uruguay

Oscar A. Bottinelli – Diálogo con Fernando Vilar

Radiocero y Radio Monte Carlo

La estrategia de Mujica ha sido la búsqueda permanente de acuerdo, ante cada avance argentino buscar un entendimiento que podía implicar ceder algo pero dando muestras de razonabilidad. [...] El peronismo es un manejo muy duro y crudo del poder, y el kirchnerismo es una expresión máxima de esa forma cruda del manejo del poder. [...]Uruguay precisa refortalecerse a través de una política de estado que pasa por una estrategia acordada por todos los sectores políticos como posición de país


OAB: Bueno, los hechos son bastante notorios, después más adelante vamos a hacer un punteo de lo más importante. Uruguay tiene delante suyo varias estrategias, una primera cosa que es importante, cuando uno va a trazar una estrategia, y muchos de los problemas de manejo que existen tienen que ver con esto, es esto: “cómo se valora al otro”, los seres humanos – este no es sólo un tema de política, es un tema de la vida – muchas veces tendemos a mirar al otro como si fuera a actuar o reaccionar igual que uno y después se equivoca, cada uno actúa como es, y actúa en base a lo que cree, no importa si uno cree que está equivocado o no, lo que importa es que hay que ver en qué cree qué quiere y además cuál es su forma de actuar, esto en la vida es muy común, esto se hace básicamente. Entonces, el riesgo más grande que hay es creer que el otro va actuar como cree uno o como uno le atribuye sin haber mirado en profundidad eso, es un tema muy importante, luego lo desarrollo un poco más, más adelante. Y es importante ver que Uruguay está frente a un abanico de alternativas que fue desde la de Tabaré Vázquez que era uno la definiría como resistencia pasiva, o sea una resistencia que Argentina agredía y Uruguay se quedaba plantado sin tomar medidas de fuerza pero sin conceder, la de Mujica que ha sido la búsqueda de permanente diálogo, la búsqueda permanente de acuerdo, ante cada avance argentino buscar un entendimiento que podía implicar ceder algo pero dando muestras de razonabilidad. Y puede haber otra alternativa que es la que se puede llamar en espejo, a cada dureza de una parte, una dureza de la otra. Hasta acá el abanico de alternativas en términos muy gruesos.

FV: Cómo sintetizas la estrategia seguida por Mujica, cuáles son por ejemplo los supuestos o las bases que usó para trazar esta estrategia.

OAB: Recordemos que cuando asume Mujica, que hace poco más de dos años, estaban los puentes - particularmente el de Fray Bentos - cortados, y por un enfrentamiento personal muy elevado entre Tabaré Vázquez y Nestor Kirchner, a nuestro juicio Mujica valoró en una manera muy fuerte que había un carácter a esta altura hasta personal en ese conflicto y que cambiando los protagonistas, siendo él y Cristina Kirchner se podía subsanar muchos elementos, ese es un poco uno diría uno de los primeros elementos de valoración. Él supuso además que desarrollando, por un lado una afinidad personal, sin duda hubo, ha habido una gran afinidad personal, por lo menos de Mujica hacia Cristina Fernández, aparentemente fue recíproca pero no es tan claro. Por otro lado afinidad política, Mujica por ejemplo este modelo que está siguiendo en estas últimas semanas Argentina de cerrar importaciones, proteccionista, fuertemente reguladora de la economía, en el fondo le gustaría a Mujica una política así, él se da cuenta que acá no tiene campo para aplicar; después está muy seducido por este fenómeno de lo que se llama la Cámpora, ese aluvión juvenil muy radical que rodea el kirchnerismo, el cristianismo, frente a la falta de juventud que en general hay en Uruguay, pero en particular en materia de movilización política. Por otro lado hay un tema del regionalismo como eje central de la política, que a diferencia de Vázquez que empezando con una actitud regional luego se volcó hacia el mundo, y el latinoamericanismo.

Bueno entonces con estos supuestos él pensaba que los problemas sobre Argentina eran problemas que se solucionaban rápida y amigablemente porque todos compartían estas cosas.

FV: Oscar, por lo que se ve en estos días, esta estrategia no ha funcionado.

OAB: Bueno efectivamente, tenemos así a vuelo de paja, el cierre del comercio que es una cosa que está haciendo genial Argentina sobre todo su secretario de comercio. No hay una sola medida pública que cierre el comercio, no hay un decreto, lo que hay que es que se sabe que los productos no entran, esto desespera al mundo entero que no tiene como demandar a Argentina con bases porque no dice este decreto viola los convenios internacionales, no, es un hombre que levante el teléfono y dice tal producto no entra.

El tema del canal Martín García que se habla mucho pero hay que explicarlo muy rápidamente que es esto, para Uruguay es fundamental desarrollar el tráfico y los puertos sobre el Río Uruguay; del Río de la Plata al Río Uruguay hay un canal que se va llenando de sedimento permanentemente y que hay que estar todo el tiempo dragándolo, pero además hay que profundizarlo porque ya hay barcos de más calado, de más profundidad que necesitan tener un par de pies más, casi un metro más, 60 centímetros más de profundidad, Argentina viene trancando permanentemente esto. 

Proyectos en la CARU, hacer unos puertos al lado de Nueva Palmira, un poco abajo de Nueva Palmira, tiene que pasar por la Comisión Administradora del Río Uruguay, no se ha aprobado una sola cosa importante. Y por último, vuelve a las andanadas Argentina contra Botnia porque aumenta la producción, es decir es permanentemente un no a lo que se pide y un nuevo enfrentamiento a lo que ya viene.

FV: Por qué no ha funcionado esa estrategia

OAB: Acá yo creo que es un tema muy importante, yo diría el centro del análisis de hoy, hoy decía hay que mirar al otro, bueno no se puede explicar en términos uruguayos. El peronismo en general es una concepción – dejando de lado lo ideológico que hay mucho, con muchos matices y hasta contradicciones internas – es un manejo muy duro y crudo del poder históricamente, y el kirchnerismo es una expresión máxima de esa forma cruda del manejo del poder, no existe la transacción, incluso no existe el concepto de los espacios plurales donde yo pienso esto y hay espacio para que otro piense distinto, es una concepción de que debo mandar, dominar, ejercer el poder en todo sin ningún tipo de concesión y todo termina en se gana o se pierde. Esto se ve no sólo con Uruguay, se ve en las relaciones del gobierno central, el gobierno nacional del gobierno federal con cada uno de los gobiernos de las provincias, en particular en este momento con dos provincias propiamente peronistas como la provincia de Buenos Aires y neoperonista como la de Córdoba, además Scioli fue el vicepresidente de la República de Néstor Kirchner, es la relación con los municipios también. Bueno este concepto de poder tiene un supuesto que es el siguiente, no concibe la racionalidad, solo concibe la victoria o la derrota, y esto es un dato que quizás el presidente Mujica no ha valorado, que cada vez que él hace gestos de buscar el entendimiento, uno dice hasta gestos de yo no me peleo por pavadas, dejo pasar esto vamos a ver si buscamos entendimiento, del otro lado es leído como acto de debilidad, no de razonabilidad, es un lenguaje muy crudo del juego de la fuerza, la fuerza no quiere decir andar a los bombardeos, la fuerza en las relaciones interpersonales y este es un tema central, sólo mediante la dureza se puede seguir en este tipo de negociación y esta es la opción estratégica que ha seguido.

Ligado a otro problema, Tabaré Vázquez logró tener al país detrás suyo cuando el enfrentamiento que va de 2006 hasta el fin de su mandato, lo buscó, tuvo diálogo con la oposición pero además todo el país coincidía en la línea que estaba siguiendo Vázquez en plantarse firme con Argentina. Con Mujica se dan dos cosas, al principio tuvo apoyo, bueno hay que terminar de una vez por todas con el cierre de los puentes, vamos a terminar con los problemas con Argentina, cuando se vio que eso no terminaba las cosas, se abrió los puentes y nada más es cuando empieza a haber una gran disconformidad en el sistema político, el Partido Nacional, el Partido Colorado, el Partido Independiente, dentro del Frente Amplio, el presidente no ha salido a dialogar para buscar una posición de país, las tomas en solitario, las decisiones, cuando la gente espera una actitud dura aparece él dando señales de entendimiento, y esto hace que Uruguay esté mucho más débil como imagen de lo que estaba en el gobierno anterior en que era una posición de país frente a una Argentina que estaba fuertemente dividida en los enfrentamientos hacia Uruguay. Hoy Argentina no está divida sencillamente porque el gobierno avanza y la oposición en estos temas no se mete, y Uruguay no aparece unido y este es uno de los elementos claves.

FV: Rápidamente Oscar algunas conclusiones

OAB: Bueno la conclusión fundamental es que Uruguay está en un momento clave donde tiene que definir una estrategia, hay como un momento de perplejidad frente a los avances argentinos y parecería que Uruguay precisa refortalecerse a través de una política de estado que pasa por una estrategia acordada por todos los sectores políticos como posición de país.